miércoles, 4 de febrero de 2009

¡Ya era hora!

Casi un mes ya aquí y no habíamos sido capaces de ir. Tantos sitios que visitar, tan cerca, tan lejos. Más grandes, más pequeños, y no es tan fácil encontrar sitios más pequeños y con tanto valor. Con mayor o menos encanto, pero es un lugar que siempre hay que ir a visitar vengas 1 día a Buenos Aires, 3 semanas o 7 meses. ¿Sabéis de qué lugar estoy hablando?Pues el que no lo sepa que observe las fotos y lo conocerá por sí mismo.
La zona se llama el Caminito, de gran valor cultural y turístico. La calle cogió fama por inspirar a Juan de Dios Filiberto y a Gabino Coria Peñaloza en la canión llamada Caminito. La canción es una de las mejores canciones de tango del mundo, pero en el nombre no es que pensara demasiado...



Y andando por ahí, sin querer, me encontré a Diego!!



Por lo que me entraron ganas de jugar un partido, y que mejor que ir al estadio de al lado a jugar un partidillo...



Hablando un poco en serio de la Boca, comentar que lo que es la zona de las casas de colores es una mierdecilla. A mano izquierda de la primera foto tienes la zona de bares, que podrá haber como unos 6 bares todos apelotonados. Y al lado derecho la parte de atrás con cuatro figuras...
Así define José Ceppi, un periodísta porteño en su libro "Argentinos y europeos. Cuadros sudamericános", a La Boca:

"Al sur de Buenos Aires, a seis o siete kilómetros del centro de la ciudad, a lo largo de la orilla de un pequeño río canalizado en cierta extensión y que se llama Riachuelo, extiéndese La Boca, un barrio o mejor dicho un suburbio vastísimo de la población. Está separado de la ciudad solo por una extensa faja de terreno poblada por algunas casas esparcidas: la comunicación es cómoda, fácil, rápida, continua, por tramway y por ferro-carril; y sin embargo tiene un carácter tan diferente, tan especial, que parece estar á cincuenta millas de distancia. Muchos, hasta en Buenos Aires, hablan de la Boca como si hablasen de otra ciudad, no de un barrio que está á dos pasos de la gran plaza."


Aquí os dejo alguna foto más:

















Tras un largo día, lo mejor es comerse un buen bombón helado.



Va por tí Mali. Y la canción dice así:

Caminito que el tiempo ha borrado,
que juntos un día nos viste pasar,
he venido por última vez,
he venido a contarte mi mal.

Caminito que entonces estabas
bordado de trébol y juncos en flor,
una sombra ya pronto serás,
una sombra lo mismo que yo.

Desde que se fue
triste vivo yo,
caminito amigo,
yo también me voy.

Desde que se fue
nunca más volvió.
Seguiré sus pasos...
Caminito, adiós.

Caminito que todas las tardes
feliz recorría cantando mi amor,
no le digas, si vuelve a pasar,
que mi llanto tu suelo regó.

Caminito cubierto de cardos,
la mano del tiempo tu huella borró...
Yo a tu lado quisiera caer
y que el tiempo nos mate a los dos.

1 comentario:

Oihane dijo...

que bonitooo!!!! me ha encantado la foto de la ventanaaa!!! va a ser verdad q vas a akbar siendo un buenisimo fotografooo!!!!